Desplegar tu esencia...

 

Osho

Se dice de él que era un místico espiritualmente incorrecto, un hombre que pasó su vida desafiando cualquier categorización e insistiendo en que no tenía ningún dogma que enseñar, pero sí una experiencia de iluminación que compartir.

"El primer paso es: acéptate como eres; suelta todos los deberías. ¡No lleves ningún debería en tu corazón! Tú no debes ser alguien diferente; no se espera que hagas algo que no te pertenece. Sólo has de ser tú mismo. Relájate y sólo sé tú mismo. Sé respetuoso con tu individualidad, y ten el valor de plasmar tu propia firma. No sigas copiando las firmas de otros"

"Si vas a ver una pintura de Picasso y dices, "Esto está mal y eso está mal, y este color debería haber sido de esta manera," estás negando a Picasso. En el momento que dices, "Yo debería ser así," estás intentando perfeccionar a Dios. Estás diciendo, "Metiste la pata; yo debería haber sido así, ¿y tú me has hecho así?" Estás intentando perfeccionar a Dios. No es posible. Tu lucha es inútil; estás condenado al fracaso"

"Pero para mí sólo es un santo quien se ha aceptado a sí mismo, y en su aceptación ha aceptado al mundo entero. Para mí, ese estado de la mente es lo que se llama santidad: el estado de la aceptación total. Y eso es curativo, terapéutico. El sólo estar con alguien que te acepta totalmente es terapéutico. Te sanará"

"Muy desde el comienzo se te está diciendo que te compares a otros. Esta es la enfermedad más grande; es como un cáncer que continúa destruyendo tu misma alma porque cada individuo es único, y la comparación no es posible. Yo soy simplemente yo mismo y tu eres simplemente tu mismo. No hay nadie más en el mundo con quien tu puedes ser comparado"

"Este momento te ha sido dado a ti, un regalo, una gracia de Dios, o del todo o como sea que quieras llamarlo: Tao, dharma, logos. Este momento está disponible para ti: canta una canción, vívelo en su totalidad. Y no trates de sacrificarlo por ningún otro momento, ese vendrá en el futuro. Vívelo por su valor propio "